Carismas de Cuba: Los pregones


Francisco Blake Cantero  (De Radio Ciudad del Mar)

Los pregoneros

El despertar de cada uno de nosotros puede estar matizado desde el punto de vista sonoro por un pregón: El suave, el duro, de bolita y de barra… bien caliente. Referente al pan. Desde bien temprano se comienzan a transmitir de formas muy diversas esos productos que usted necesita y que alguien divulga de forma original.pregón

Este no es un fenómeno nuevo, se ha comunicado de generación en generación y viene a ser como un personaje público que se mueve junto a nosotros como parte del gracejo o carisma de nuestros ciudadanos.

Con características muy peculiares desandan las calles los informadores y te introducen en un paraíso de pregón: Aparece un vendedor de puercos de 45 días, uno que ofrece pollos, un heladero. Alguien que combina las formas más diversas en su divulgación, es decir: cintos para hombres juntas para ollas y para cafeteras, máquinas de afeitar y escobas plásticas.

Cebollas, ajo, plátanos, tomates, zanahorias, coles, berenjenas, remolachas, pepinos, quimbombó que resbala para la yuca seca, también aquellos que comercializan flores, los que compran relojes antiguos y planchas en desusos; reparadores de colchones de muelles y compradores de lavadoras aurikas, entre otros

Se cuenta que de estas expresiones divulgativas han salido impresionantes creaciones artísticas recreadas por los grupos de teatro y otras voces folklóricas. Recuerde el yerbero moderno de Néstor Milí, o este de Toma chocolate paga lo que debes, que inspiró a Enrique Jarrín para el famoso estribillo, al escuchar a un vendedor de helados cuando este transitaba por la ciudad.

Hay quienes han creado piezas originales en este andar y haciendo conciencia de que deben comunicarlo de una manera especial: –Botellero, que ya me voy aquí me ven cambiando los pirulí por botellas a la puerta del colegio del barrio… Puede ser de cualquier barrio.

Ahora usted está formando parte activa de esto que trato de describir, porque ha interactuado, seguramente de manera presurosa dejó lo que está haciendo para acercarse a uno de esos vendedores altavoces que dicen lo que necesita.

Exactamente, son necesarios y llenan de vida nuestras calles y sitios donde por selección se ubican a veces para descansar, después de caminar digo kilómetros en ese afán de acercarnos la mercancía.

De lo que se trata es de preservar estos valores que salen del pueblo y se convierten en acontecimientos adelantados. Observe y escuche todos los días las cosas que dicen los pueblos, las ciudades y las pautas que van marcando en la trayectoria cultural.

No las desestimemos porque forman parte del tiempo que vivimos y debemos beber de esas fuentes, sacar de ahí lo mejor y hasta disfrutar de sus dinámicas creativas.

Ahora me voy despidiendo a manera de Pregón: Escuche de lunes a viernes a partir de la una de la tarde hasta las dos con treinta y cinco minutos su Revista Entre Un Hola y un Adiós por Radio Ciudad del Mar y los viernes Carismas de Cuba. ¡Vaya su Carisma Aquí!

Anuncios

Acerca de Onelia Chaveco

Soy periodista cubana
Esta entrada fue publicada en Galería, Personas legendarias, Tradiciones y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s